Nuevos residentes le cambian el ritmo al Centro de Medellín

0
3

Preparan su llegada de manera tranquila y anunciando su presencia. Han paralizado este lugar, que suele ser sinónimo de rapidez y perturbación, y que ahora dedica unos minutos a escuchar a las cotorras.

Ahora, ellas son el “centro” de atracción del Centro de Medellín. Los transeúntes se detienen en cada nueva función. Los usuarios del centro agradecen su presencia, en medio de la selva de cemento.

No hay clima que los pare, ni persona que los intimide. Estas aves son oriundas de Medellín, diariamente pueden recorrer hasta 40 kilómetros en búsqueda de alimento y al caer la tarde, retornan al centro para descansar.